4

 

ENIGMA – The Screen Behind The Mirror
Autor: José Antonio Rodríguez Gómez. Lucena, Córdoba —España—.

Todos los CD´s de ENIGMA son excelentes, pero para mí no hay ninguno que supere a The Screen Behind The Mirror.

Es una experiencia diferente a cuanto se puede escuchar en música de cualquier otro tipo, y mezcla desde el majestuoso Carmina Burana hasta sonidos tribales y rock con una posible influencia nu metal en canciones como Moderns Crusaders. El disco al completo, resulta una experiencia diferente a cualquier intento de música relajante que haya podído ser escuchado antes. Su música contínua nos hace pasar por todo tipo de sensaciones y una vez se ha escuchado entero, siempre se siente una sensación nostálgica, melancólica a veces al escuchar como se alejan los acordes.

Está claro que esta valoración de lo que evoque la música es algo plenamente personal pues no cabe ninguna duda de que cada persona lo relacionará con un momento de su vida o un recuerdo, tal vez una sensación.

* * *

Todo comienza con “The Gate”, que desde el silencio hasta meternos de lleno en la música nos transmite un “acercamiento” a lo que va a ser la experiencia de The Screen Behind The Mirror. Poco a poco, y al tiempo que deberías relajarte, eres consciente de que ya se ha dado paso tras los dígitos y frases de la voz a “Push The Limits”, la segunda pista.

Esta resulta más dinámica y con un ritmo más constante si bien nos sirve para subir el nivel de atención. Una vez llegado el final de la misma, comienza a bajar la tensión, hasta poco a poco acercarnos a la tercera pista, una de las más famosas: “Gravity of Love”, una para muchos no menos que sublime canción que mezcla influencia soul con canción melódica pura hasta llegar a un sonido rítmico vibrante a la vez que constante y potente y los coros del Carmina Burana.

Llegamos así, y con un caracter más conclusivo que las anteriores tras la tercera pista a “Smell of Desire” que vuelve a darnos una sensación más rítmica tras la reciente cadencia, a la vez que resulta muy relajante pues usa unos acordes totalmente “suaves”. Conforme va acabando notamos como el sonido de una guitarra eléctrica comienza a inundiar la parte inferior de la pista de audio, y tras unas significativas (como es costumbre en estos discos) frases, da comienzo “Moderns Crusaders”, que mezcla Rock con un sonido jóven y fresco a la vez que serio con de nuevo cantos corales.

La tensión es alta tanto durante el desarrollo de la obra en sí como durante el genial solo de guitarra que hace vibrar a todo el que lo escucha. Pasamos a “Traces (Light and Weight)”, que nos aporta una bajada de tensión frente a lo que hemos escuchado en “Modern Crusaders”. Se nos mantiene en este “régimen sonoro” también durante “The Screen Behind The Mirror”, todas con un profundo significado transmitido a la vez por la voz y por los efectos de sonido.

Pasamos entonces a “Endless Quest”, que retoma un ritmo algo mayor (no demasiado) deleitándonos de nuevo con una guitarra eléctrica bastante interesante. El ritmo se va volviendo frenético con la adición de una respiración hasta que de repente desaparece todo sonido para dar paso a la violenta entrada de “Camera Obscura” cuyo sonido hace estremecer a quien no sepa que se trata de una “segunda Modern Crusaders” más agresiva.

Justo después, el ritmo vuelve a ser tranquilo, relajante, contínuo, en “Between Mind and Heart”, en la que se nos transmiten diferentes mensajes acerca del propio título (“Entre la Mente y el Corazón”), de donde podemos destacar “Heart is the engine of your body, but brain is the engine of your life” (“El corazón es el motor de tu cuerpo, pero el cerebro es el motor de tu vida”).

El CD acaba con “Silence Must Be Heard”, pista de audio que retoma un ritmo más contínuo, se torna algo más transmitiva y seria y poco a poco va desvaneciéndose al acabar hasta desaparecer tal y como comenzó.

Si existen CD´s que deben ser oídos yo diría que este es obligatorio para quien disfrute con una música distinta a lo comercial y quiera emprender un verdadero “viaje” tanto dentro de sí a través de la música como por su imaginación gracias a lo que le sea transmitido.

Un saludo a todos.